Ud. está en: Contenidos > Municipios> Formosa> Historia del Municipio

Historia del Municipio

Fecha de Publicación: 16/9/2016

 



Historia del Municipio

 

El 3 de Febrero de 1876, tras diversas disidencias el gobierno argentino, firma el tratado de límites con el Paraguay. Por el cual se acordó que el territorio comprendido entre el brazo principal del Pilcomayo y Bahía Negra se dividía en dos secciones, la primera, entre Bahía Negra y río Verde; la segunda, entre dicho río y el brazo principal del Pilcomayo, con inclusión de la Villa Occidental, la entonces Capital del Chaco. Además en el mismo tratado se estableció que el Gobierno argentino renunciaba definitivamente a toda pretensión sobre la primera de esa sección y sometería a la decisión de un fallo arbitral de la segunda de ellas. El laudo arbitral se lo delegó al Presidente de los Estados Unidos Rutherford B. Hayes, quien falló a favor del Paraguay. Las consecuencias del laudo arbitral, dejó a la entonces amplia gobernación del Chaco, dividida en el norte, que pasó a pertenecer al territorio paraguayo, constituyendo el Chaco paraguayo (hoy Villa Hayes). Además la gobernación del Chaco argentino quedó sin su Capital la Villa Occidental, quien quedó dentro de la jurisdicción del Paraguay.

Para la entrega de Villa Occidental, se lo designa como Gobernador interino D. Luís Jorge Fontana, el acto se realiza el día 14 de Mayo, en el aniversario de la independencia del Paraguay.

Luego de siete años de la posesión de los territorios ubicados al norte del río Pilcomayo, pasaron al poder del gobierno paraguayo definiéndose así un litigio limítrofe desfavorable para el territorio argentino.

El gobierno del Chaco se trasladó transitoriamente a la isla del Cerrito hasta que el gobernador, General Lucio V. Mansilla en la búsqueda de erigir una nueva Capital del Chaco, encomendó en esa misión a su secretario, el Comandante Jorge Luís Fontana. La exploración lo llevó a surcar el curso del río Paraguay, en el vapor "Resguardo" nave de propiedad del gobierno Nacional. Desembarca en Marzo de 1879, luego envió al gobernador un informe de las características topográficas del paraje conocido como "Formosa".

El Prof. Sandoval nos comenta que en su informe Fontana menciona lo siguiente "Tengo noticias de que hay un obraje en el interior de Formosa"... "Los bosques de Formosa ofrecen la maderas mas exquisita de esta región"... para tener una idea de cómo estaba constituidos los habitantes de la futura Colonia Formosa, mencionaremos quiénes acompañaron a Fontana en su exploración: D. Emilio Pizzuto, Subteniente de Infantería, italiano; D. Carlos Mass, Subteniente de Gendarmería, alsaciano; D. Domingo Bibolini, Italiano; D. Antonio del Mass, español; D. Pablo Gómez, paraguayo; D. Benjamín Duffard, francés, carpintero. En otro pasaje del informe Fontana expresa lo siguiente: "Señoras, únicamente venia en ese primer viaje Da. Leonor, porteña, esposa del teniente Feit, su sirvienta y un grupo de amorosas consortes de los gendarmes y de los marineros, benditas mujeres que de hombres, y esto no debe extrañar a Ud., pues a la terminación de la guerra la estadística daba en la República del Paraguay, 14 mujeres para cada hombre"...

Esto nos brinda la siguiente conclusión: que Formosa antes de la Fundación ya estuvo poblada, que era una de las regiones más ricas forestalmente, y que en sus cimientos sociales, fue formando una sociedad pluricultural.

Y con la posterior aprobación del informe, el gobernador autoriza dar sitio del lugar explorado, entonces Fontana comienza la fundación de la "Villa Formosa" el 8 de Abril de 1879.

En síntesis, la Fundación de Formosa es consecuencia de un largo litigio limítrofe con la República del Paraguay, que concluye en una mala decisión de la política exterior del gobierno argentino.

El primer contingente que llegó en 1879, con el fundador Luis J. Fontana, Mayor Heriberto Sandoval; Pedro Latorre; Teniente Ruiz Díaz; Subteniente Emilio Pizzuto; Subteniente Carlos Mass; Domingo Bibolini; Horacio Cavenago; Paulino Demarchi; Antonio Delmas; Benjamín Duffard; Sargento Piquet; Pedro Gemetro; Padre José Pablo L. Cabrera.

Luego vinieron dos grupos más, todos enviados por el Gobierno Central, colonos austriacos e italianos; José Azzarini; Francisco Parola; José Mosetich; Antonio Rigonato; Juan B. Bin; Andrés Sian; Pablo Becari; Pedro Sbardella; Feliz Binda; Luis Traghetti, Antonio Venica, Luis Brunello; Valentin Venica; Víctor Bertuol; Domingo D'Agostini; José Capra; Juan Puccini; Jose Cristanchich; Pablo Fournier; Juan D'Ferrada; Francisco Giordini; Jose Pernochich; Esteban Heretich; Pedro Malich; Domingo Mariguetti; Santiago Nardín; Miguel Princich; Andres Paulina; Bautista Rossi; Santiago Rigonatto; Andrés Stefani; José Tumburús; Maria Venica; Pascuala Venica; José Gon; José Lesica; Ambrosio Lischietti; todos ellos tenían adjudicados un solar o chacras en la ciudad. (Casals Fernando-año 1963)

No se debe descontar que con el contingente de estos primeros pobladores, hubo mujeres y niños que no se mencionan, además vinieron también la guardia de Infantería de Corrientes.

La Fundación de Villa Formosa, coincide con el proceso de unificación del Estado Nacional y la integración del territorio. Es decir, se dio a nivel Nacional la federalización de Buenos Aires y se inicia la delimitación y control de las fronteras a través de fortines.

Entre 1883 y 1884, se llevaron a cabo varios avances simultáneos sobre el territorio chaqueño. Estas expediciones militares tenían más de exploración geográfica que de campañas militares, solo fueron el antecedente de la que se considera definitiva en la incorporación del Chaco a la Nación. Estas expediciones fueron dirigidas por el Ministro de Guerra General Benjamín Victorica.

En Diciembre de 1884 el Ministro de Guerra dio por concluida la campaña. La Campaña terminó con el resultado de que habían reconocidos nuevos senderos, se fundaron tres poblaciones, el Fuerte Expedición, Puerto Bermejo y Presidencia Roca.

El historiador Félix Luna, en relación a la empresa expedicionaria del General Victorica concluye lo siguiente: "...conviene destacar que las campañas de Victorica no tuvo características épicas. Hubo más pérdida de ganado que de gente, más accidentes provocados por inconvenientes del clima, del suelo que por encuentros bélicos. El avance resulto más incómodo que peligroso, y la preocupación principal fue reconocer la fauna y la flora, apreciar las condiciones del suelo e identificar las aguadas los accidentes geográficos en aquella monotonía de montes bajos, lomadas y esteros".